Gracias querido celular, por estar ahi para mirarte en aquellas situaciones incomodas